martes, 27 de diciembre de 2016

Pilares del Islam (XV) - Odio a los perros

Los perros son despreciados en el Islam.

El origen de ese desprecio es Mahoma, profeta del Islam, ejemplo a seguir perfecto para todos los musulmanes.

Según Sahih Muslim 5511, el arcángel Gabriel prometió visitar a Mahoma a una cierta hora, pero cuando llegó el momento Gabriel no apareció. Mahoma vio un cachorro bajo una cama y ordenó que lo sacasen de la casa. Entonces, Gabriel apareció y le dijo a Mahoma que el perro le impedía aparecer, que los ángeles no entran en una casa donde hay un perro o una imagen.

Tras conocer las fobias de Gabriel, Mahoma podría haberse limitado a asegurarse de que no hubiera perros en su casa en ese momento, pero eso no era suficiente para Mahoma.

Mahoma ordenó la masacre de perros con las únicas excepciones de perros de caza y pastoreo, y llegó a decir que los perros negros son el diablo.

Para más información, consulta este vídeo o su traducción al español.


En la actualidad se sigue cometiendo un genocidio canino en el mundo islámico: Pakistán, Afganistán, Palestina, Irán, Marruecos, etc.

El desprecio y la intolerancia islámica hacia los perros ha llegado a Occidente: 

En Manchester, Inglaterra, aparecieron folletos pidiendo que se "limitara la presencia" de perros por respeto a la gran comunidad musulmana presente, por la "pureza pública". Se discute si es o no una campaña real.

Un taxista musulmán de Leicester, Inglaterra, se negó a llevar en su taxi a una pareja ciega porque iban con un perro guía y eso iba "en contra de su religión". 

Sucesos similares han ocurrido en Canadá y en Londres Este, incluso con conductores de autobús o pasajeros musulmanes que no toleran animales "impuros".

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada